Los alquileres clandestinos ponen en alerta los hoteleros

alq

Desde la cámara que nuclea al sector aseguran que hay 1.200 plazas irregulares. Para detectarlas, incorporaron un software creado en Bariloche para denunciar a quienes no estén habilitados. Vaca Muerta, el verdadero imán para el sector en Neuquén.

Con un sofware desarrollado por empresarios del rubro hotelero de Bariloche, desde la cámara de Hoteleros y Gastronómicos de Neuquén realizan desde el año pasado una exhaustiva búsqueda de alquileres turísticos informales. Estiman que en el conglomerado urbano de la confluencia ascienden a unas 1.200 las plazas clandestinas y que la excesiva oferta incide de forma negativa en el sector.

“Es un programa sencillo en el que se cargan todos los datos de los hoteleros que están habilitados, con esa información se navega en internet y a través de distintos sitios o las redes sociales se va contrastando e identificando quiénes no están habilitados. El próximo paso es tener reuniones con el municipio y provincia para ver de que manera podemos llegar a limitar esta oferta, ya sea cobrándole lo que se nos cobra a nosotros o sacarlos del juego, para que sean alquiler de viviendas permanente”, explicó el titular de la asociación Daniel González Cocca.

Desde el sector entienden que este tipo de oferta rompe con la rueda productiva generada por los hoteles y que no da mano de obra. González Cocca, explicó que “son departamentos, complejos o casas particulares que pueden alquilar habitaciones, con un descontrol total no sólo desde el punto de vista de la seguridad y la sanidad, también desde el impositivo. El privado puede contactar directamente con otro privado y salta todos los controles del Estado, no sólo de salubridad y seguridad, sino que también en cuanto al pago de impuestos porque no existe ningún tipo de control fiscal”, sostuvo.

En Neuquén existen alrededor de 3.000 plazas y “la mayoría trabaja corporativamente en los distintos segmentos”. “Los hoteles de 4 y 5 estrellas en el nivel gerencial, los 3 y 2 estrellas nivel operativo. Todos trabajan por la actividad petrolera, que hoy está muy decaída”. señaló. Además, desde el “boom” de Vaca Muerta, la capacidad hotelera de Neuquén creció en un 30% con el desembarco de nuevos establecimientos y complejos de alquileres, no sólo en la capital sino también en Añelo.

Espera

Los anuncios de inversiones en la cuenca hidrocarburífera neuquina realizados por el gobierno nacional trajeron una luz de esperanza para el sector, pero se mantienen cautos a la hora de hablar de sus expectativas.

“Las cosas suceden lentamente en la actividad petrolera, cuando viene un ciclo de recesión uno lo va a notando muy despacio con mucho tiempo de anticipación, se ve la reubicación de la gente, despidos y demás. Cuando comienza a crecer la actividad también se ve despacio, porque un anuncio no hace que todos se pongan a trabajar”, comentó.

El número
40%

de la oferta de hospedaje en Neuquén capital y alrededores es irregular y no está bajo control del Estado.
Secured By miniOrange